Saltar al contenido

Elementos indispensables para un alojamiento turístico

Lo que la mayoría de los viajeros busca en un alojamiento turístico es sentirse como en su propia casa. Para ello, aparte de los muebles y los objetos decorativos, existen una serie de elementos que no pueden faltar en vuestro alojamiento y que permitirán a vuestros invitados llevar a cabo algunas tareas básicas pero necesarias.

Cocinar

Precisamente lo que hace que muchos viajeros se decidan por un alojamiento turístico en vez de por una habitación de hotel, es la posibilidad de elaborar sus propios alimentos. Por este motivo, no os limitéis a poner una pequeña vajilla, los cubiertos justos, una olla y una sartén; la cocina debe estar perfectamente equipada.

Tampoco se trata de montar las instalaciones de Masterchef, sino de pensar en todo aquello que una familia podría requerir para preparar algunas comidas básicas.

  • Una aceitera, una vinagrera, un salero y un pimentero; por supuesto, llenos. Esta pequeña atención será muy valorada por los huéspedes, puesto que es una molestia tener que comprar envases enteros de esos aliños tan solo para unos pocos usos.
  • Un escurridor de verduras y un cuenco grande para hacer ensaladas y platos de pasta o arroz.
  • Una batidora. A las familias con niños pequeños les será muy útil para los purés.
  • Un mantel. Si no se lo facilitáis, será vuestra mesa la que acabe sufriendo las consecuencias.
  • Un set de espumaderas y cazos para los fritos y sopas.
  • Un juego de cuchillos y una tabla para cortar.
  • Un rollo de papel de aluminio. Les vendrá bien para conservar la comida sobrante y envolver los bocadillos que se lleven para comer mientras hacen turismo.

Preparar la ropa

Muchos alojamientos disponen de lavadora, en la mayoría de los casos los huéspedes ni la miran, especialmente si están pocos días, pero otros sí que agradecen poder usarla.

Aparte de proporcionar un tendedero, lo más recomendable es que dejéis algunas dosis de detergente y suavizante. Igual que en el caso de los aliños, los invitados agradecerán no tener que ir a comprar estos productos para un par de lavados.

Una tabla de planchar y una plancha sencilla también serán muy útiles tanto para los ejecutivos que quieran poner sus camisas a punto, como para las personas que vayan a acudir a eventos (bodas, fiestas…) y necesiten planchar sus trajes y vestidos.

Asearse

Además de poner a su disposición suficientes toallas para las personas que vayan a hospedarse, no olvidéis dejar una alfombrilla antideslizante para el interior de la bañera (así contribuiréis a evitar accidentes) y otra para el exterior, que impedirá que el suelo se llene de agua. Un secador de pelo y un calefactor eléctrico harán que los huéspedes se sientan más cómodos, y con varios rollos de papel higiénico, jabón de manos y gel, completaréis los must del cuarto de baño.

A lo que está claro que vuestros alojados no se van a dedicar es a limpiar –aunque nunca está de más facilitarles artículos de limpieza-, así que si queréis libraros de esta molestia, podéis contratar los servicios de una empresa especializada en gestión de alojamientos turísticos, como Weguest, que entre otras cosas, se encargará de realizar una limpieza completa entre estancia y estancia.

Así que ya sabéis, poneros en el lugar de vuestros huéspedes y pensad en todo aquello que os haría la vida más fácil si estuvieseis hospedados en un alojamiento turístico. Conseguiréis que en vuestra casa se sientan como en la suya propia.

Comentarios