Saltar al contenido

¿De qué se quejan los huéspedes?

Ya sabéis que las valoraciones son la clave del éxito de los alojamientos vacacionales. Los comentarios pueden marcar la diferencia entre el triunfo y el fracaso de uno de estos negocios. También sabéis que, en muchos casos, es más fácil que se tome la molestia de hacer un comentario un huésped enfadado o decepcionado por algún aspecto de su estancia, que uno que ha encontrado todo correcto. Por eso, es necesario tomar medidas para tratar de evitar los comentarios negativos, porque al final pueden acabar teniendo más peso que los positivos.

Pero ¿qué es lo que enfada o decepciona a los huéspedes con mayor frecuencia?, ¿qué es lo que les hace protestar? El equipo de Weguest os revela cuales son las quejas más habituales:

  •  “He tenido que esperar para recoger las llaves”

Llegar cansados y cargados de maletas tras un largo viaje y tener que aguardar en la puerta hasta que llegue el propietario con las llaves, es una de las cosas que más molestan a los huéspedes y que les predispone desde el primer momento en contra del alojamiento.

Pero la organización es complicada y a veces resulta muy difícil estar disponible en el preciso momento en el que llegan los visitantes. Para sortear este inconveniente tenéis varias soluciones.  

Podéis instalar una cerradura inteligente, que os permitirá dar una clave de acceso temporal a cada invitado, controlar las entradas y las salidas y evitar problemas como la perdida de llaves o el riesgo de que alguien pueda hacer copias y entrar sin autorización.  

Otra opción es contratar los servicios de una empresa especializada en gestión de alojamientos turísticos, para que se encargue del check-in/check-out y reciba y despida a los inquilinos en su propio idioma, sin posibilidad de malos entendidos.

  • “La limpieza deja mucho que desear”

Hay personas muy escrupulosas con la limpieza, que son muy exigentes cuando se hospedan fuera de sus casas. Pero además de a los seguidores de “el algodón no engaña”, en general, encontrar suciedad o algún resto que demuestre que otras personas han estado ahí antes que ellos, es algo que desagrada a todos los huéspedes y una de las principales causas para escribir una queja en vuestro perfil.

En ocasiones, por falta de tiempo entre una estancia y otra, os limitáis a hacer una limpieza superficial. Puede parecer que todo ha quedado bien, pero si miráis con un poco de atención seguro que encontraréis suciedad oculta que los huéspedes no hubieran tardado en descubrir: polvo sobre los muebles, migas o pelusas bajo el sofá, algún resto de comida en el microondas…

Unas pocas quejas referidas a la limpieza, ahuyentarán a posibles clientes que podrían estar dispuestos a alojarse en una casa que no cumpliera todas sus expectativas, pero jamás se hospedarían en un apartamento sucio.

Para evitar este problema, podéis redactar una lista con todo lo que hay que limpiar e ir tachando las tareas según las vayáis completando, así no se os olvidará ningún rincón. O también, podéis contar con el servicio de limpieza de Weguest que se ocupará de dejar todo impoluto entre hospedaje y hospedaje.

 

  •  “Me he congelado de frio” o “Parecía una sauna del calor que hacía”

Ya sabemos que nunca llueve a gusto de todos y es que en lo que a temperatura se refiere, cada persona tiene sus propios niveles de confort. El principal problema suele estar en el manejo de los aparatos de climatización: los huéspedes desconocen su funcionamiento y no son capaces de regular la temperatura a su gusto.

Por eso, es fundamental que contéis con unos buenos dispositivos, que los inspeccionéis periódicamente y que su funcionamiento sea muy sencillo. Si es posible, centralidad todas las ordenes en un solo mando (que controle el calor y el frio) y colocad a la vista un croquis que explique claramente cómo se utiliza.

Si a pesar de todas vuestras “acciones preventivas”, algún huésped está descontento, pedidle disculpas y tratad de resolver el incidente antes de que escriba una queja en vuestro anuncio.

No olvidéis que el cliente “siempre tiene la razón” y su credibilidad entre el resto de posibles huéspedes es muy alta, por eso, sus comentarios deberán ser siempre positivos o sino vuestra imagen se verá deteriorada.

Comentarios