Saltar al contenido

Próximo viaje: Formentera

 

 

La isla de Formentera es una de las más pequeñas del archipiélago balear ya que cuenta con tan solo 20 kilómetros de punta a punta además está muy bien comunicada tanto desde Ibiza como desde la península, por lo que es muy frecuente ir a pasar el día.

 

También es muy plana, por lo que es un destino muy adecuado para amantes de la bicicleta y el senderismo. Su punto más alto está tan solo a 200 metros sobre el nivel del mar coronado por el Faro de La Mola, famoso por aparecer en el cine. 

 

En la isla podemos encontrar numerosos apartamentos vacacionales donde pasar unos días viviendo junto a una playa poco frecuentada de aguas cristalinas, si queremos estar como en una isla desierta. O si de lo contrario nos gusta estar en contacto con los habitantes de la zona o compartir terrazas y noches de conciertos con otros turistas. El Caló de Sant Agustí con uno de los embarcaderos más bonitos de todo el archipiélago puede ser tu sitio. O quizá Sant Ferran de ses Roques, el centro de la Formentera hippie y en concreto la Fonda Pepe uno de sus locales que guarda más historias. 

 

Otra interesante forma de conocer el territorio es a través de sus más de 30 rutas verdes catalogadas por dificultad y distancia, son ideales para recorrer en bici, moto o andando. Por lo tanto, no hay excusa para no moverse del alojamiento turístico por mucho que nos encanten las vistas desde la terraza. Todas las rutas tienen preciosos paisajes asegurados y lo difícil será no pararse en todas las playas. En la plataforma airbnb se ofertan una gran cantidad apartamentos para todos los gustos, necesidades y bolsillos. ¿Cuándo nos vamos?

 
Comentarios