Saltar al contenido

Gestión de alojamientos vacacionales: cómo cumplir la ley y evitar sustos

Si tienes tu alojamiento vacacional en alquiler en la plataforma Airbnb, o quieres tenerlo en un futuro, existen diversos factores a tener en cuenta si quieres evitar disgustos. En Weguest, hemos recopilado 4 de los más importantes para ayudarte a tener la conciencia tranquila:

  1. Revisa las leyes de tu ciudad

Antes de alquilar tu apartamento, es importante que estés al tanto de las distintas regulaciones de tu ciudad, principalmente en cuanto a alquileres a corto plazo. Comprueba si cumples con todas las características necesarias para ofrecer tu apartamento a inquilinos y si existen límites en cuanto a los periodos de subarrendamiento. Actualmente, se están desarrollando leyes específicas en España para el uso de plataformas similares a Airbnb, por lo que los requisitos que debes cumplir si tu vivienda vacacional se encuentra en Madrid o en Barcelona no tienen por qué ser los mismos.

Por otra parte, te aconsejamos que consultes las páginas webs de las distintas plataformas, ya que suelen contener información valiosa en cuanto a este tema.

  1. Paga siempre tus impuestos

Por desgracia, muchas de las operaciones que se llevan a cabo a través de Airbnb a menudo incurren en evitar el pago de impuestos, lo que está generando muchos problemas con los gobiernos autonómicos españoles. Es necesario declarar los ingresos adicionales y llevar los registros al día.

  1. Comprueba si subarrendar es posible

En el caso de propietarios de viviendas, este punto no supone ningún problema. Sin embargo, existe un gran número de anfitriones de Airbnb que, a la vez que ellos tienen firmado un contrato de alquiler con el dueño, deciden también alquilar sus apartamentos por periodos limitados de tiempo. Si es tu caso, asegúrate de que tu contrato de alquiler te permita subarrendar el piso (o, incluso, habitaciones de éste) y, si esto no está especificado en el contrato, no dudes en hablar con el dueño. Lo ideal sería firmar un nuevo contrato donde este punto venga confirmado por escrito.

  1. No te olvides del seguro

Dentro del universo Airbnb, existen miles de personas maravillosas dispuestas a alquilar tu apartamento y disfrutar de una estancia agradable en tu hogar. Sin embargo, los accidentes ocurren y hay que estar preparado de la mejor manera posible para afrontarlos. Por ello, la prevención en este caso es clave y contar con un buen seguro de hogar es vital.

Además, te recomendamos que te leas las coberturas con las que cuentan las distintas plataformas, para así entender mejor que puntos debes reforzar en tu seguro.

  1. Protege a tus inquilinos

Lo más sensato es leer cuidadosamente las directrices de Airbnb sobre “Responsible Hosting”. Esta guía incluye consejos básicos como proporcionar un botiquín de primeros auxilios y un extintor de incendios, revisar que tu alarma anti-incendios y detectores de monóxido de carbono estén funcionando, asegurarse de que la ruta de escape en caso de incendio esté bien señalizada y proporcionar al inquilino los números de teléfono de emergencia.

Por último, si cuentas con un servicio de gestión de alojamientos vacacionales que te ayude a sacar el máximo partido a tu vivienda, no dudes en consultarles cualquier cuestión. En Weguest, estamos encantados de asesorar a nuestros clientes y velamos siempre por el bien de sus intereses.

Comentarios